fbpx
RESERVA ONLINE
WAMCENTER 2 2903 3399 | CLÍNICA INDISA

Dr. Esteban Torres

Médico Cirujano de la Pontificia Universidad Católica de Chile

Cirujano Plástico acreditado por la Sociedad Chilena de Cirugía Plástica

Noticias

El Cirujano Plástico y Reconstructivo, Miembro de la Sociedad Chilena de Cirugía Plástica, Esteban Torres explica que el 70 a 80 por ciento de las pacientes que hoy recurren al bisturí son mujeres que están en la plenitud de su vida y que después de años de postergaciones  por fin deciden pensar en sí mismas.  “Ahora me toca a mí” es su lema.

Son excelentes pacientes. Se caracterizan porque son quienes más cuidan su cirugía y son súper buenas pagadoras. Hablamos incluso de mujeres que han ahorrado por meses antes de someterse al bisturí.

 “Si la persona queda con bonita figura, pero no se preocupa de mantener una dieta balanceada y hacer ejercicio, va a volver a subir de peso. La persona que se levantó y dice estoy gorda, me quiero hacer algo, va a llegar al año siguiente igual de gorda”, ejemplifica.

 Distinta es la mujer 2.0.Se trata de una mujer que se preocupó, evaluó que éste era su momento para hacerse una cirugía, buscó a un buen especialista,  y después se preocupa de cuidar los resultados de este tratamiento de cambio que decidió hacerse.

 “Es una persona que siempre ha sido plena, que se casó, desarrolló profesionalmente, trabajó, y tiene una súper buena aceptación de sí misma, pero como el cuerpo cambia por los años, el embarazo, las fluctuaciones de peso, se siente insatisfecha. Llega a la consulta cuando su familia la puede apoyar, o cuando logra generar ingresos para poder hacerlo y siente que es el momento. Saben lo que quieren, tienen una vida y su vida no gira en torno a la cirugía sino entienden que ésta les va a ayudar a seguir siendo mejores”, comenta el especialista.

Los procedimientos más requeridos por estas mujeres apuntan a estilizar el contorno corporal, lo que involucra procedimientos como la abdominoplastía con liposucción; y además está la cirugía correctiva de mamas, ya sea a través de levantamiento o implantes.

Sólo una vez que esta paciente resuelve el tema del contorno corporal y las mamas, viene la preocupación por lo facial. Y en este ámbito, uno de los principales requerimientos son las “Bolas de Bichat”. También a nivel de rostro, la otra operación demandada es la cirugía de párpados o blefaroplastia.